5 películas para conocer a Martin Scorsese

Martin Charles Scorsese​ nació en Queens el 17 de noviembre de 1942. Es un director, guionista, actor y productor estadounidense-italiano​ de cine, ganador de un Óscar, tres Globos de Oro, dos premios BAFTA, un Primetime Emmy, y un premio del gremio de directores de Estados Unidos, además de ser uno de los fundadores de World Cinema Foundation. Fue condecorado con la Legión de Honor francesa en 1987.

Las obras de Scorsese abordan principalmente los temas de la vida italo-estadounidense. Le gusta mucho la música, mundo al que ha dedicado alguna de sus películas (No Direction Home sobre Bob Dylan, Shine a Light sobre los Rolling Stones y George Harrison: Living in the Material World acerca del exmiembro de The Beatles). Scorsese es ampliamente considerado como uno de los directores más influyentes de su generación.

Tras múltiples nominaciones a lo largo de su carrera, ganó finalmente el Óscar al mejor director por su película Los infiltrados, la cual también ganó el Óscar a la mejor película en la 79.ª edición de los Premios de la Academia celebrados en 2007. El Óscar le fue entregado por Francis Ford Coppola, George Lucas y Steven Spielberg, quienes son buenos amigos suyos.

Te dejamos 5 de sus mejores películas que no podés dejar de ver.

BUENOS MUCHACHOS (1990)

Henry Hill, hijo de padre irlandés y madre siciliana, vive en Brooklyn y se siente fascinado por la vida que llevan los gángsters de su barrio, donde la mayoría de los vecinos son inmigrantes. Paul Cicero, el patriarca de la familia Pauline, es el protector del barrio. A los trece años, Henry decide abandonar la escuela y entrar a formar parte de la organización mafiosa como chico de los recados; muy pronto se gana la confianza de sus jefes, gracias a lo cual irá subiendo de categoría.


TAXI DRIVER (1976)

Para sobrellevar el insomnio crónico que sufre desde su regreso de Vietnam, Travis Bickle (Robert De Niro) trabaja como taxista nocturno en Nueva York. Es un hombre insociable que apenas tiene contacto con los demás, se pasa los días en el cine y vive prendado de Betsy (Cybill Shepherd), una atractiva rubia que trabaja como voluntaria en una campaña política. Pero lo que realmente obsesiona a Travis es comprobar cómo la violencia, la sordidez y la desolación dominan la ciudad. Y un día decide pasar a la acción.


TORO SALVAJE (1980)

Jake la Motta es un joven boxeador que se entrena duramente con la ayuda de su hermano y mánager Joey. Su sueño es convertirse en el campeón de los pesos medios. Pero Jake es un paranoico muy violento que descarga su agresividad tanto dentro como fuera del ring. Incluso su hermano es víctima de su enfermizo carácter. Cuando, por fin, alcanza el éxito, su vida se convierte en una pesadilla. Por un lado, su matrimonio marcha cada vez peor debido a sus contantes salidas nocturnas con otras mujeres; por otro, la mafia lo presiona para que amañe combates. 


CASINO (1995)

Las Vegas, 1973. Sam “Ace” Rothstein, un profesional de las apuestas, es el eficaz director de un importante casino que pertenece a un grupo de mafiosos. Su misión es controlar el funcionamiento del negocio y garantizar que la corriente de dinero que va a parar a manos de sus jefes siga fluyendo. Las Vegas es un lugar ideal para millonarios y políticos, pero es también lugar de paso de tahúres, prestamistas, traficantes de drogas y matones. Un día el violento Nicky Santoro, al que sus jefes han encargado que cuide de Sam, llega a Las Vegas con la intención de quedarse.


EL LOBO DE WALL STREET (2013)

Película basada en hechos reales del corredor de bolsa neoyorquino Jordan Belfort (Leonardo DiCaprio). A mediados de los años 80, Belfort era un joven honrado que perseguía el sueño americano, pero pronto en la agencia de valores aprendió que lo más importante no era hacer ganar a sus clientes, sino ser ambicioso y ganar una buena comisión. Su enorme éxito y fortuna le valió el mote de “El lobo de Wall Street”. Dinero. Poder. Mujeres. Drogas. Las tentaciones abundaban y el temor a la ley era irrelevante. Jordan y su manada de lobos consideraban que la discreción era una cualidad anticuada; nunca se conformaban con lo que tenían.


Comentarios a esta nota

También te podría gustar...